martes, 1 de abril de 2008

La mirada del gobierno

Reproduzco algo que encontre en el blog de mi primo (otro blog que tiene, este es: degentecomun.blogspot.com):



No hacen falta invasiones para someter a un pueblo

Por Eduardo Rosa

Rebanadas de Realidad - Buenos Aires, 27/03/08.

El martes los argentinos asistimos a la muerte definitiva de lo que podría llamarse "objetividad periodística" para escuchar y ver por las pantallas un monocorde libreto escrito con poca imaginación pero con una unanimidad de lenguaje que asombra. Pero esto no es casual. Los medios de comunicación han tomado el lugar que antes ocupaban las fuerzas armadas y son los nuevos misiles en una guerra de engaños. Engaños pre-fabricados y dirigidos a crear en la imaginación colectiva el siguiente escenario:

-Hay una sublevación generalizada.

-El gobierno no actúa porque está acorralado

Y si se decidía ceder a lo pretendido:

-Ya no hay gobierno.

-El camino para todo es la presión.

Esto no es nuevo, ya se hizo para desestabilizar a Allende en Chile con la huelga de camioneros, que ahora se sabe por documentos desclasificados que fue fogoneada desde la embajada Norteamericana. Y se está ensayando con el deslinde entre la Bolivia rica y pobre. La lección es "NO SE DEBE - EN HISPANOAMÉRICA - PRETENDER SER ESTADO-NACIÓN MÁS ALLÁ DE LO FORMAL".

¿Cómo nos engañan?

Los medios comenzaron su desinformación: Vimos como los PIQUETEROS, ya no eran los que interrumpían las rutas sino los que las querían usar. Los que las taponaban pasaron a llamarse PRODUCTORES. Vimos que tapar todas las rutas del país con el propósito manifiesto de establecer lo que antes se llamaba BLOQUEO, y que lo hacía una escuadra enemiga a la que había que combatir a cañonazos ahora es una inocente PROTESTA, que debe respetarse y abrirse cediendo a sus pretensiones. A eso lo llaman manifestarse. El bloqueo tiene el propósito confeso de RENDIR POR HAMBRE, como en una guerra. Una guerra entre compatriotas. Vimos que cinco mil personas eran, para la TV "el pueblo de Buenos Aires", fotografiados con planos cerrados y nunca de arriba para que parezcan una multitud. (80.000 evangelistas días antes fueron solo eso: evangelistas). Vimos que otras personas que decidieron contramanifestarse, para que no se dijera que TODOS los porteños pensaban igual pasaron a llamarse los piqueteros de D'Elia, porque debían ser presentados como feos, sucios y malos. Entonces la cuestión se centró en "PIQUETEROS CONTRA VECINOS", como si esos llamados reiteradamente "los piqueteros de D'Elía" no fueran vecinos y no se hubiesen también autoconvocado. No eran "gente", eran otra cosa. ¿Y en las rutas que pasaba? Según los medios pertenecientes monopólicamente a Clarín o La Nación estaban por un lado los "campesinos", las rubias "familias Ingalls" como lamentablemente los vio la Carrió, mientras los otros, los impresentables, los feos sucios y malos perdían sus jornadas de trabajo con los camiones parados. Los buenos podían tajear las cubiertas de los camiones, mientras mil cámaras estaban esperando una, aunque sea una reacción de los camioneros para caerles con todo el peso de la opinión parcialmente informada. Mientras la numerosa porción de la clase media, la consumidora de zonceras, como lo definió Jauretche, los TILINGOS que siempre aspirantes a ser aceptados como parte de la clase "gerente" se sintieron llamados no ya a defender intereses que no eran suyos sino a algo más audaz: A VOLTEAR EL GOBIERNO. Vislumbraban un futuro donde ellos también integrarían las clases privilegiadas. Y para eso hay que mostrarse lejos de los ordinarios. No saben, nunca supieron, que esos fashion son huecos y efímeros. Hubo alguna algarabía en los barrios más conspicuos, pero en los demás el silencio era profundo. No es que allí la gente estuviese a favor o en contra de una medida económica que no podían sopesar. Es que la gente estaba reconociendo que los que se manifestaban, y los medios querían hacer aparecer como UNANIMIDAD. Ya los conocían. Los habían visto gritar en las calles justo en los peores momentos. Y también habían sentido su desprecio y su pretendida superioridad. ¿Y ahora que sigue en el libreto de los medios? Ahora esperan EL SAQUEO. Miran el tablero de ajedrez y prevén el próximo movimiento. Tal vez ya lo estén organizando, no es difícil hacerlo. Entonces habrán derrotado todas las esperanzas de este pueblo y por sacudón, habrán dado una lección a los otros pueblos que pretenden políticas propias. No esperemos más, mostremos que HAY SALIDA, no nos quedemos hipnotizados frente e la TV mentirosa.

Rebanadas de Realidad - Buenos Aires, Argentina Redacción: redaccion@rebanadasderealidad.com.ar Celular: (11) 15 5 0480714

----------------------------------------------------------------------------------

Si bien no comparto muchísimas cosas de la presidenta, estoy con la TV encendida todo el día mientras trabajo, estudio o almuerzo, y hago zapping por todos los canales que puedo. Es ALUCINANTE la diferencia de información sobre este tema entre, por un lado Telesur (Venezuela) y Canal 7 de Buenos Aires, y el resto de los canales por el otro.

Comparto los comentarios de Rulli, que hice circular entre todos los que pude, pero nunca me olió bien desde el principio que este "paro" esté apoyado por Grondona, Cecilia Prando, Canal 13, Macri (y su apadrinado Luis Palau, que ya sabemos de qué se trata), Nelson Castro.

Y no es casualidad que Evo Morales tenga simultáneamente problemas parecidos. Tampoco se escapa que muchos "neo-piqueteros" se referían a los camioneros de Moyano (que tampoco es santo de mi devoción) como "esos negros peronistas", cosa captada por Pergolini aunque editorializó mal él también.

De Carrió nada extraña, si se recuerda que hace apenas dos meses criticó los juicios a los militares reivindicando explícitamente la "teoría de los dos demonios".

En Caracas hay un congreso sobre "terrorismo mediático", que se refiere justamente a este tema.La realidad paralela mediática es una manifestación más de una psicosis que estos tipos aprovechan muy bien. Pero tengo la sensación de que esta vez no les va a resultar tan fácil.

Ojo, a no comer vidrio respecto del Kirchnerismo. Pero quizás la situación amerita ser analizada a la luz de la teoría de la Contradicción Principal de Mao; tampoco soy maoísta, pero la tentación es fuerte.

CARLOS BENEDETTO- Fundación RENACE



Me da como la impresión, no se a ustedes, que el tema se esta desvirtuando. Lo que empezó como el reclamo de una política agraria que no convierta todo en soja, terminó siendo un intento del campo por derrocar al gobierno, y eso me molesta, porque yo estoy de acuerdo con que se haga la política agraria, y me molesta que me tilden de golpista y de derecha y de oligarca y de rico que no quiere dar su plata aunque le sobre, porque no soy ni golpista ni de derecha ni oligarca y la plata no me sobra y si me sobrara la forma de darla no sería en mano para que la gasten y no generen nada, sino a través de la creación de fuentes de trabajo que el gobierno se jacta de crear pero la verdad, no veo ni más gente trabajando, ni más pymes funcionando, y en cambio si estoy viendo a chacareros fundidos y a grandes empresarios, por nombrar algunos, que manejan casinos bastantes felices con sus ganancias intocables, porque el casino es más importante para sobrevivir que el alimento, no queremos perder ese sector. No voy a negar que en este sector; que considero mi sector porque vivo acá, en el interior, y porque amo al interior, y porque aunque en realidad de campo no sepa absolutamente nada sé lo suficiente como para sentirme indignado de políticas inexistentes que están logrando que mis pueblos desaparezcan; hay gente que pide "que vuelva videla", y hay gente que dice "nosotros estábamos bien en la dictadura" y hay gente que defiende la dictadura, pero como también la hay en capital, y como la hay en todos lados, aquellos que se fijan en que vivían bien y no les importaba que otros vivieran mal. No estoy defendiendo a esta gente, pero me molesta que se tilde a todo el campo como si todos fuéramos así, como si realmente todo el campo quisiera dar un golpe de Estado, como si fuéramos los ignorantes y egoístas que quieren llevarse toda la plata y no entienden el modelo de país. Es verdad, el campo esta en un buen momento. Pero cuando estuvo en malos, ¿quién puso la cara para ayudar? ¿Quién dijo: pobre campo, que no se funda toda esta gente? Ahora, el campo esta bien, y es lógico sacarle todo para si ayudar a los demás sectores, y de esta forma volver a hundirlo al campo, hundirlo otra vez en lo que solos tuvieron que salir. Me parece que no hay que estar solo en las buenas.
Hablando de lo poco que entiendo de las políticas. El problema empieza, creo, tal vez un poco antes: cuando a los tamberos y ganaderos se les puso retención y se les prohibió las exportaciones, porque los precios internacionales harían que acá suba el precio. Gran medida. Entonces los tamberos tuvieron que vender su leche que le costó mucha plata producir y la carne que tarda tres años en lograr alguna ganancia, a un precio ficticio para que el pueblo pueda comer. Esta bien, el pueblo tiene que comer. Pero si al tambero le pagan 78 centavos el litro de leche, ¿por qué en las góndolas sigue estando a $2.80, y sigue subiendo mientras a los tamberos no se les paga más? Evidentemente, el tambero no esta ganando, ¿tan difícil de ver es esto? Pero vamos a seguir la línea. ¿Qué se le ocurre al tambero y al ganadero que está perdiendo toda su producción, pero que no quiere dejar de tenerla? Apuntan, para poder mantenerse, a esa porqueria que es una de las pocas cosas rentables: la soja. O sea, en primer instancia, una medida del gobierno es la que genera que más productores siembren soja. Vamos bien. El productor ganadero semifundido apela a la soja para salvar la ganaderia (porque, la leche y la carne si es del gusto de los argentinos, pero si al que la hace lo dejamos que caiga, vamos a tener que comprarla de otro lado, sería una lástima) y de repente, le sacan toda ganancia que le podía dejar la soja, y encima sin tener en cuenta sus gastos, en el sentido de que aunque sus gastos superen las ganancias, la soja se la sacan igual. Adivinen el futuro de este productor: quiebra, vende su campo; sacando todo sentimentalismo de lado sobre la historia de ese campo y su familia, y se va a vivir a la ciudad, que da muchas oportunidades (se puede ser piquetero pago, por ejemplo). Pero lo peor no es esto, sino el campo libre. Adivinen ahora quien va a comprar el campo del productor fundido. Tal vez, alguien que tiene mucha plata, y miles y miles de hectáreas. Alguien al que el gobierno quería combatir (y yo también) pero que con esta medida, solo lo ayuda a extender sus tierras, al ser los únicos con capacidad económica de sostenerse. Así veo yo las medidas, y no hablo de derrocamiento ni de nada, pero me parece que a los verdaderos productores, que se matan laburando y que invierten todo su capital en su campo, los están matando. Y de ellos no se habla. Y me molesta, entre otras cosas, que el gobierno se ubique en el lugar del diálogo, cuando ella en su discurso dijo: "un día después de tomar la medida, nos íbamos a reunir con los jefes de las entidades para tratar el problema de los pequeños productores", sin darse cuenta tal vez que esas cosas se charlan antes de la medida, no después. Y desilucionándome al enterarme que encima, no es verdad, y que dejó que el país se incendiara mientras tomaba sus vacaciones. Y otras actitudes que ahora recuerdo que me molestan, más allá de que generalice al campo y lo trate de oligarca, es que diga estar en condición de inferioridad por ser mujer, pero que demostrará que eso no es así, cuándo no se le está cuestionando ser mujer, no sé por qué lo hace, tal vez le conviene sentirse discriminada para que se le perdonen otras actitudes, no lo tengo claro. Y retomando lo de su denominación sobre el campo, me parece que eso de llamar al sector como los egoístas que son multimillonarios y no dan su plata, solo logra dividir al pueblo. Como ese acto al que convocó a la plaza de mayo, ¿qué función tenía? ¿Demostrar que alguien la apoya? Sabemos que alguien te apoya, ganaste las elecciones. Pero eso me pareció poco útil, me dio la impresión de que quiere dividir el pueblo entre buenos y malos, donde los malos son estos ricos terratenientes, y no creo que esto sea una situación conveniente. Sobre las manifestaciones en plaza de mayo, que realmente desconozco si los que fueron tienen algo de idea sobre el campo, si están de acuerdo con la oposición o qué, pero que fueron a pedir por el campo. Y de repente llega D´elia, que esta bien, tiene derecho a manifestarse, como todos. Pero me pareció una provocación bastante infantil de su parte. Y si, los medios fueron muy imparciales al cubrir, por ejemplo, su conversación con Peña (que me cae muy mal), ya que nadie nombra que la nota empezó diciendo "tenemos una nota de color negro porque esta D´elia del otro lado", de todas formas la idea de D´elia de matar a la puta oligarquia se parece bastante a la de la oligarquia de matarlos a ellos, y me molesta que no se haga una diferencia de criterio: un país justo no es que se muera la oligarquia, es que los oligarcas y el pueblo vivan en igualdad de condiciones.
Ahora, vamos a referirnos más que nada a las notas que publico Victor en su blog, que parecen tener esa otra mirada que es la que propone el gobierno: en la Argentina hay buenos y hay golpistas ricos.
En primer lugar, no estoy de acuerdo con los cortes de ruta. Pero ahora bien: ¿cuántas veces se intentó dialogar, y el gobierno no estuvo? ¿A cuántos productores se los escuchó contar que fueron hasta la casa rosada con una cita y de repente, la cita no se podía llevar a cabo? Si esos cortes, esa medida drástica que produce el desabastecimiento (o sea, los productos que los productores producen no llegan a los consumidores, porque los productores no quieren) no se hubiera hecho.. ¿alguien hubiera hablado? En capital, ¿alguien se enteraba? En el gobierno, ¿alguien nos tenía en cuenta? Entonces, la medida tal vez no es la correcta, pero pregunto: ¿había otra forma? ¿Quién tiene la culpa de que cada vez las medidas tienen que ser más drásticas para poder sentarse a dialogar?
Sé del papel importante de los medios para crear ambientes, incluso ficticios a veces. Pero los camioneros de Moyano con los palos, no parecían gente pacificamente autoconvocada, ni D´elia recorriendo las calles y empujando gente al grito de "piqueteros carajo" tampoco me pareció una forma de manifestarse. Yo no digo que los piqueteros no sean ciudadanos, ahora, ¿cómo llegamos a que halla piqueteros del lado del gobierno? ¿Cómo llegamos a que los piqueteros cobren por ser piquteros? ¿Qué es esto? ¿Esa es la ideología de gente que tiene hambre, de gente que pasa frio todas las noches? Me parece que, como a muchos, estos piqueteros se alejaron de sus inicios y estan otra vez dejando de lado a los verdaderos nadies, los verdaderos olvidados por la sociedad. Y eso me da asco.
Yo también observé una gran diferencia entre la información de canal 7 y telesur con respecto a otros medios. Me di cuenta, por ejemplo, que no nombraron ningún movimiento o corte de ruta hasta tanto no se vio clara la posición del gobierno (que tardo como una semana, caldeando los ánimos.. como tarda una hora cada vez que dice empezar un acto y llega tarde). Y me queda la duda de quién tendrá más vedada la información, si un canal público que esta del lado del gobierno, o el periodismo independiente que se supone no esta del lado de nadie. No critico que sean malos noticieros los del canal público, que de hecho los miro y me parece un periodismo correcto, pero cuando esta en juego la imagen de quienes lo bancan, me hacen dudar de su total objetividad.
No conozco los comentarios de Rulli (a mi no me llegan, jaja), y también me preocupa mucha gente que apoya al campo. Pero aunque tal vez esta gente tenga una minima esperanza de tomar el poder, de aprovechar la situación, insisto que el campo no es lo que esta pidiendo. Pedimos una política agropecuaria, no desvíen el tema y revuelvan el pasado y dejen todo como esta, porque en la sociedad estamos todos y todos tenemos que ser escuchados, no solo los amigos. Y a todos hay que ayudar, y a todos los ricos (en este caso) habría que hacerles retenciones, no solo al campo. De Carrió, ¡aguante Carrió! Yo hubiera votado a Pino Solanas igual, pero ésta tipa (aunque me hace acordar a susana) siempre que denunció tuvo la razón, y aunque la traten de loca cuando descubrió corrupción de senadores y diputados que Cristina dijo apoyarla hasta que vio que tenía involucrados, tuvo razón. Y ella no se contradice en el tiempo y es coherente, si no quiso los superpoderes hace un gobierno atrás, tampoco los quiere ahora, como Cristina. Y su patrimonio no subió, y no compró tierras fiscales del Calafate a cuatro pesos, y no le regaló a su hija un minicooper ni tiene un hotel que cobra $2500 la noche y paga impuestos como monotributista. Sin embargo, la loca es Carrió. Qué curioso.
Y la verdad, no tengo ni idea cuál es la teoria de contradicción de Mao, y tal vez debería informarme. ¿Contradictorio será anunciar que no vamos a pagar la deuda externa, y al mes le pagamos millones de pesos al FMI? Quizás..
También cabe preguntarse a dónde está toda la plata de las retenciones de estos cinco años. Le critican a los productores tener cuatro por cuatros, está perfecto, ¿acaso le critican a un obrero comprarse un auto? Pero les informo, a los que se quejan porque tienen una baldosa suelta en su ciudad, que en el campo no hay asfalto, y que la ruta que cruza por Rivera tiene más pozos que estrellas, y que los caminos de tierra son imposibles de andar, y que cuando llueve no se puede pasar pero hay que pasar, porque los animales se los cuida todos los días, sin feriados o días de descanso. Entonces, ¿dónde hay nuevos caminos? ¿Y cuánta más plata hay para educación? Mi escuela se cae a cachos, y cuando nos quejamos nos dicen que infrasestructura no manda plata, porque no tiene. Los remedios no están más baratos, el hospital sigue igual. Entonces, el plan de sacar plata está barbaro, pero.. ¿dónde se reinvirtió, que no lo veo? Ahora hablan de devolverle a los pequeños productores la plata, medida que dijeron se iba a usar con los ganaderos, y hace dos años que están esperando la devolución. Si la devuelven, ¿para qué se la sacan? ¿Cómo creerles cuando ya mintieron una vez?
Permitanme, por las dudas, aclarar tal vez una visión equivocada del hombre de campo: no se la pasa tomando mate abajo de un árbol encontrandole formas a las nubes, y no es un ignorante que no sabe escribir. Sabe escribir mejor de lo que cualquier otro de ciudad sabe sobre un choclo. Y trabaja, todo el año, todos los días, todo el tiempo. Y su sueldo depende del clima, de la buena suerte, de que no suba el gasoil, de que no se le pare la camioneta en el medio de la nada donde ni siquiera hay señal, y de qué al gobierno de turno no se le ocurra creer que está ganando mucho y se lo saque todo.
Me gustaría, sin embargo, que se creen más industrias nacionales, que den trabajo a la gente. Me gustaría que se repartan mejor las tierras. Me gustaría que los que nos gobiernen no sigan siendo hipócritas. Me gustaría que me convenzan de lo contrario. Y otra vez tengo la sensación de que me olvido un montón de cosas...

1 comentario:

victor dijo...

jajaj este campo oligarca...
es que esta mina no vive en el campo, está claro, ni sus amigos viven en el campo, ni conoce a nadie que produzca el campo.

y cuando el campo va bien, hay que aprovechar (más de lo aprovechado).
pero claro, que hace el tipo que dejó su tambo mediocre o sus angus para hacer soja a suerte de vientos y lluvias, y le sacan la mitad de lo que produce, digamos, porque sí...?
que excusa son las retenciones para retener al mejor estilo impuesto y para cuando lo iremos a ver generado en algo?
no digo en caminos perfectos a travéz del campo, no digo en proyectos de ganaderia avalados por el estado o medianamente financiados, digo en ALGO, en un buen inventario de un hospital, en una ruta nacional, en una demostración de que todo lo recaudado va hacia algun lugar.
Una simple demostracion le alcanza a la gente, y eso es cierto por lo menos en Argentina.
Mientras tanto siguen en 4x4 y si que le van a hacer, el barro es el barro y se da de comer o se nos mueren, y punto, es así. Así que te compras una 4x4 financiada de por vida con la que te hacen un agujero o no comés; elección libre.

Tiene que haber retenciones, está claro. No me gustaría ver que en mi país, donde durante años se produce la mejor carne del mundo (no lo digo yo, lo dice Europa), nuestra propia carne salga 15000 pesos el kilo, pero al mediano productor no le dan las cuentas desde hace tiempo, intenta con la soja que es un pedazo de mierda transgénico monopolizado eternamente y supuestamente un poquito más rentable, hasta que el gobierno cae en la cuenta y pretende la mitad del dinero.
ok, perfecto.

después las cosas raras de este gobierno espero ni siquiera enterarme, ya me sobrepasan, adquisición de campos en no sé donde por poca plata, patagonia for sale, mini cooper, y ahora resulta que los ricos son los que hacen soja con 50 hectareas.
¿no se ve el tambo podrido a una cuadra? ¿es necesario hacerle menos rentable la produccion total al rico ganadero? ¿para qué? ¿para pagarle algo al Fondo de Monedas de mierda del Mundo?

Una locura.

Y disculpá que mi primo puso país de mierda che, es en realidad una manera de decir, y para nada es una mierda, amamos Argentina y lo extrañamos, pero cuando pasan estas cosas nos sentimos raros, no entendemos, buscamos información, y vos ya sabés de ahí en adelante, parece que la información acerca de Argentina en todos lados está encriptada, y hay que pasarse días descifrando la encrucijada, o intentando traducir críticamente un poquito.

Pero la agraria me hizo feliz, más que cualquier dinero, y lo que te hace felíz siempre será tomado como lo bueno.



----------
Lo que si no me convenció el cortar todo para llamar la atención, queda toda la gente colgada, q se yo, una prendida de fuego de la rosada me hubiese gustado más...
jejeje

Victor